D. Montserrat: “Sin el independentismo Barcelona tendría muy fácil la Agencia del Medicamento”

dolors montserratRedacción.- El lunes la UE decide cuál será la sede de la Agencia del Medicamento (EMA), que deja Londres por el Brexit. Y como en la elección de la sede de unos Juegos Olímpicos, la diplomacia y las negociaciones están a toda marcha. En el caso de España, para conseguir que sea elegida Barcelona. “Ya tenemos otros puntos”, dice la ministra de Sanidad, Dolors Montserrat, antes de empezar oficialmente la entrevista concedida al periódico “El País” que reproducimos por el interés que tiene. Móvil en mano, contesta un mensaje. “Es del presidente [ella no dice Mariano ni Rajoy], que está en Goteborg y ha conseguido los votos de otro país”, cuenta. “Luego llamaré al ministro para cerrarlo”.

Con casi mil trabajadores y un presupuesto de 340 millones, el organismo encargado de aprobar los nuevos fármacos en Europa tiene una “importancia que no es solo económica”. “Hay 1.600 empresas relacionadas, y tiene gran impacto en la innovación, la investigación, los ensayos clínicos. Es un gran foco. Cuando un laboratorio, por ejemplo japonés, quiere instalarse en Europa, buscará estar cerca porque es donde tiene que tramitar las autorizaciones”, explica la ministra.
Montserrat, catalana de San Sadurní, está convencida de que “la de Barcelona es la mejor candidatura técnicamente”. “Y no lo decimos nosotros; lo dicen los informes de la propia EMA y de la Comisión Europea. Hicieron un mapa con las 19 candidaturas indicando cuál cumplía los requisitos que se pedían y fue la única ciudad que los tenía todos”.
Pero la decisión de la futura sede no es solo política. Y ahí está el obstáculo de la situación catalana. “Si no fuera por el independentismo, Barcelona lo tendría muy fácil porque es la mejor”, dice contundente. “Nos hubiera sido más fácil tener más votos”. Y lo acompaña con un gesto que podría traducirse coloquialmente por “lo tendríamos chupado”. Pero los secesionistas “con la locura del último mes han comprometido un proyecto que es bueno para Barcelona, para España y para Europa. Estas cuatro semanas solo han puesto obstáculos en el camino”, afirma, y pone esta situación como el ejemplo del daño que pueden hacer en Europa “las ideas populistas, en lugar de las que buscan la unión”.
El lunes, a las 15.30, el Grupo de Asuntos Generales (GAG) de la Unión —“una especie de comisión de subsecretarios”, explica— hará la elección. Será en tres vueltas. En la primera, cada país otorga tres, dos y un puntos. De ahí saldrá una terna que se reducirá a dos para la votación definitiva. Montserrat es optimista. “Como hay 19 candidaturas, y cada uno va a darse los tres puntos, estamos trabajando en tener muchos doses”, dice. Y cuando se refiere a “estamos”, habla de su departamento, pero también de los de Exteriores, Economía, Presidencia y, también, la Casa del Rey. “Y otros apoyos, como el PSOE, que ha intervenido en países con Gobiernos o Parlamentos socialistas”, afirma.

Según sus cuentas, las favoritas para la primera criba son Ámsterdam, Milán, Bratislava y Barcelona. Montserrat niega que Epaña eligiera la capital catalana por una decisión política, que tuviera que ver con la Operación Diálogo que impulsó Rajoy este año como gesto hacia Cataluña, y también descarta que podía haberse elegido otra ciudad de otra comunidad que no estuviera sometida a tanta inestabilidad. “Simplemente, es la mejor, Concentra la industria farmacéutica española, está a tres horas de avión de todas las capitales europeas, tiene colegios internacionales, instalaciones como el Instituto de Genómica y el Parc Científico, hoteles, tenemos un edificio para la sede que podemos entregar llave en mano… Es la ciudad española mejor posicionada, y no podemos dejar que los independentistas nos marquen la agenda. Igual que para la agencia de pesca defendimos que fuera Vigo, en este caso Barcelona era la ideal”, afirma encantada.
Sobre la situación política, lamenta que uno de los activos de la candidatura —“Europa valoraba mucho que fuera un proyecto de país, que estuvieran involucradas las tres Administraciones, el Ayuntamiento de Barcelona en Comú, la Generalitat de Junts pel Sí y el Gobierno central, del PP”— se haya perdido. “Mientras unos han comprometido el futuro, otros apostamos por la unidad y por ganar”, afirma.
Pero también cree que las medidas recientes del Ejecutivo, como la aplicación del artículo 155 de la Constitución y la convocatoria de elecciones autonómicas el 21 de diciembre, son una baza a favor. “El mensaje para Europa es que el Gobierno está haciendo su trabajo y ha recuperado la normalidad”, afirma.
Si el lunes no se consigue la sede, “estaré muy triste, como ministra, catalana y española. Y se habrá visto el daño que hace cada día el independentismo a Cataluña, España y Europa”.



¿SABÍAS QUE…?

Protagonistas

Vídeos

Galería