Merck y la Escuela Universitaria de Medicina Baylor colaborarán en enfermedades desatendidas

Redacción.- Merck, una de las principales empresas científico-tecnológicas del mundo, ha anunciado la formación de una alianza estratégica con la Escuela Universitaria de Medicina Baylor, de Texas (EE. UU.), y la asociación de esta última destinada a la obtención de vacunas, el Centro Hospitalario Infantil para la Elaboración de Vacunas de Texas, con el fin de potenciar la investigación y el desarrollo de dichas sustancias para abordar las infecciones desatendidas y las emergentes.

Merck

Esta colaboración tiene por objeto la producción de vacunas mediante actividades de desarrollo, con miras a suministrarlas eficazmente a las sociedades que las necesitan. Para ello, los expertos de Merck en materia de elaboración y formulación de procesos están trabajando con los científicos del Centro Hospitalario Infantil de Texas radicados en la Escuela Universitaria de Baylor con el objetivo de optimizar el proceso de fabricación de vacunas y así aumentar la estabilidad y el rendimiento de estas. En un principio, las antedichas actividades se centran en la esquistosomosis, una parasitosis mortal que todos los años afecta a millones de habitantes de las regiones tropicales y subtropicales.

“Tenemos el propósito de dar solución a los problemas más complejos de las ciencias biosanitarias mediante una colaboración con la comunidad científica internacional”, ha declarado Udit Batra, miembro del comité ejecutivo de Merck y consejero delegado de Ciencias Biosanitarias. “La alianza que hemos establecido con la Escuela Universitaria de Medicina Baylor, una de las instituciones de investigación más destacadas del mundo, constituye la asociación ideal para potenciar la elaboración y fabricación de vacunas; juntos, vamos a colaborar en la lucha contra las enfermedades infecciosas”.

Esta cooperación abarca la formación y el intercambio de competencias técnicas en el área de elaboración y formulación de procesos, para remediar así las lagunas presentes en los conocimientos referidos tanto a investigación como a desarrollo o fabricación, prestando especial atención a las enfermedades desatendidas y a las emergentes.

“Nos alegra mucho asociarnos con Merck para dar impulso a esta vacuna tan importante. En la actualidad, la esquistosomosis está considerada como una de las enfermedades tropicales desatendidas más mortíferas del mundo, y afecta a cientos de millones de personas de entre las más pobres del mundo. Por ello, nos complace esta colaboración que acabamos de formalizar con Merck para sacar adelante esta vacuna, que puede salvar muchas vidas”, ha afirmado el doctor Hotez, decano fundador de la Facultad Nacional de Medicina Tropical de la Escuela Universitaria de Medicina Baylor.

Con esta cooperación, que se suma a la asociación público-privada que Merck ha anunciado recientemente y que abarca el Instituto Australiano de Sanidad y Medicina Tropicales (Universidad James Cook, de Queensland), la agencia del Gobierno australiano de promoción de la inversión y la Escuela Universitaria de Medicina Baylor, se refuerza la apuesta de ambas partes por fomentar la investigación internacional en el área de las enfermedades desatendidas



¿SABÍAS QUE…?

Protagonistas

Vídeos

Galería