Dr. C. Guillén: “Con esta tecnología el análisis de los tejidos se realizan en aproximadamente en cinco minutos

Redacción.- En España se diagnostican anualmente unos 150.000 casos de cáncer de piel, una cifra que está aumentando en los últimos años de manera alarmante. El Instituto Valenciano de Oncología (IVO) trabaja ahora con una nueva tecnología que ayuda a combatir esta enfermedad de forma más eficaz.

Para profundizar en este asunto el suplemento “A tu salud” entrevista al Dr. Carlos Guillén, Jefe del Servicio de Dermatología de la Fundación IVO. Compartimos con ustedes aquellas cuestiones más relevantes. Pueden leer la entrevista al completo en “La Razón“.

Pregunta -¿Cuáles son los tres signos que deberían llevarnos a la consulta de un especialista?

Respuesta-Cualquier mancha roja que no cura en un periodo mínimo de un mes. Aquellos bultos o verrugas de crecimiento lento y progresivo, úlceras que no curan, piel áspera al tacto en zonas expuestas al sol, y especialmente los lunares que aparecen de nuevo o que cambian aumentando de tamaño, cambiando de color o presentando síntomas subjetivos como sangrado, picor, etcétera.

P -¿Cuáles son los últimos avances en este campo?

R -Existen dos áreas en los que la progresión está siendo muy importante: en la detección precoz mediante el uso de ordenadores que ayudan en el análisis de las imágenes, y en los tratamientos para los cánceres avanzados, hasta hace poco mortales y que actualmente se convierten en enfermedades de larga evolución.

P-El servicio de Dermatología del IVO es pionero en la incorporación de un microscopio confocal para el análisis en la cirugía de tumores de piel ¿Qué es exactamente?

R-Es una tecnología que nos ayuda al análisis de los tejidos en un tiempo aproximado de cinco minutos. Esto aporta un análisis inmediato de los tejidos sin necesidad de procesarlos en el laboratorio.

P-¿Cómo funciona?

R-Cuando se intervienen cánceres de piel con la técnica más resolutiva denominada cirugía micrográfica se consigue analizar el cien por ciento de los márgenes del tumor con el fin de asegurar que no se dejan restos sin extirpar. Esta técnica actualmente tiene la limitación del tiempo, ya que entre un análisis y otro pasan al menos media hora. Este tiempo se reduce a cinco minutos.

-¿Qué beneficios supone para los pacientes?

-Es evidente que el reducir el tiempo de quirófano es una gran noticia, tanto para los pacientes como para la organización de los centros, pues reduce drásticamente los tiempos de utilización de estas complejas áreas de trabajo.



Que me pasa doctor

¿SABÍAS QUE…?

Protagonistas

En buenas manos

Vídeos

Galería