Un estudio confirma la utilidad del Inmunobiograma para el tratamiento de pacientes trasplantados de riñón

Redacción.- Madrid acogió la XVII edición del Congreso de la Sociedad Internacional de Trasplantes (TTS) que ha congregado a más de 3.000 profesionales sanitarios de todo el mundo relacionados con el ámbito de la donación y el trasplante de órganos.

En el transcurso, Biohope presentó los resultados del primer estudio clínico que confirma la utilidad del Inmunobiograma en pacientes que han sido sometidos a un trasplante renal. El estudio, llevado a cabo en el Hospital Universitario La Paz y en el Hospital Universitario Puerta de Hierro con la participación de 70 pacientes, demuestra que el Inmunobiograma es capaz de determinar de manera individualizada la respuesta de cada paciente trasplantado a la medicación inmunosupresora.

Como afirma Isabel Portero, CEO de Biohope, la start-up española que ha diseñado esta innovadora herramienta, con la información extraída es posible detectar los patrones de resistencia que tienen los pacientes renales a los inmunosupresores. “Gracias al Inmunobiograma podemos medir la sensibilidad y resistencia de cada paciente a los tratamientos inmunosupresores más comunes, detectando aquellos a los que muestra una peor respuesta. Cuando se finalicen los estudios clínicos de validación de la técnica, los médicos podrán utilizarlo para barajar alternativas de ajuste del tratamiento según los resultados obtenidos, seleccionando los fármacos y las dosis más adecuadas, facilitándose así la toma de decisiones informadas en la práctica clínica para minimizar el riesgo de rechazo en los trasplantes renales”, señaló la experta.

El tratamiento inmunosupresor es imprescindible para prevenir el riesgo de rechazo al riñón trasplantado. Desde que salen del quirófano y durante el resto de su vida, los pacientes deberán tomar una combinación de fármacos para evitar que su sistema inmunitario ataque al riñón recibido. Sin embargo, la respuesta a los medicamentos inmunosupresores varía en cada paciente y a lo largo del tiempo, por lo que el reto estaría en conseguir identificar el tratamiento más adecuado para cada paciente en cada momento.

 



Que me pasa doctor

¿SABÍAS QUE…?

Protagonistas

En buenas manos

Vídeos

Galería